19 de Octubre

 
 

Día Internacional contra el cáncer de mama

 
 

 
Photo by Pablo Heimplatz

Photo by Pablo Heimplatz

Cuando se ha superado un cáncer de mama es común que aparezcan preguntas sobre sexualidad,

Sobre todo preguntas cargadas con demasiado miedo…

La sexualidad no es algo estático, si no que cambia con el paso de los años, con nuestras ideas y con cada circunstancia. Por eso una situación tan drástica como la superación del cáncer de mama también cambiará, de alguna manera, la sexualidad de la mujer que lo ha superado y de su compañero de viaje.

Siempre digo lo mismo, y más cuando se trata de un tema tan delicado: “cada persona es un mundo” por eso solo te diré algunas ideas que espero traigan algo de luz acerca de tu sexualidad en esta etapa de tu vida y únicamente un consejo: en  todo momento, escúchate y tómate tu tiempo.

Cualquier proceso médico y más si es con quimioterapia produce cansancio y estrés, además puede que estos tratamientos hayan afectado a tus niveles hormonales por eso es normal que no sientas el mismo deseo. En este tiempo recuerda que una relación sexual también se disfruta mediante miradas, gestos, caricias, besos…se trata de disfrutar con tu amado y el placer puede tomar múltiples formas.

La sexualidad es una parte de tu proceso de recuperación por eso es importante que te tomes tu tiempo para aceptarte, y que seas tu quien administres los tiempos y la intensidad.

No excluyas a tu pareja durante este periodo, comparte con ella como te sientes. Para él tampoco es fácil esta situación y es posible que tenga muchas dudas acerca de cómo comportarse contigo en la intimidad. La comunicación elimina barreras.

 

 

Debes recordar que la sensualidad es una actitud y que tu atractivo no depende de tu cuerpo

Ni si quiera si te falta un pecho. Para ir sintiéndote a gusto con tu cuerpo son muy positivos los masajes y el contacto piel con piel, pero siempre ves a tu ritmo (con la luz que te sientas cómoda, la cantidad de ropa…)

A veces, desde los propios hospitales, se obvia este área de la persona más allá de lo biológico. Claro que la parte física es importante y que las hormonas juegan un papel significativo, pero el órgano sexual más crucial es el cerebro, si tu idea de sexualidad es positiva lo anterior no tendrá tanto peso, te lo aseguro.

Es posible que en este tiempo escuches mucho “eres una valiente” y que tú te sientas de todo menos valiente. No te conozco, no se si te sientes valiente o no pero las valientes también lloran y saben pedir ayuda. Apóyate en la gente que te quiere.

Si tienes cualquier duda o quieres comentarme algo, escríbeme porque estaré encantada de ayudarte. Y que no se te olvide: “Escúchate y tómate tu tiempo, hasta que te des cuenta de lo preciosa que eres” 😉

Silvia Pérez Martínez.